en Uncategorized

Navegar sin anuncios y sin que nos conozcan las máquinas

La web uno era aquella del 98 en la que sólo leíamos,
en la web dos de 2003 ya empezamos además a escribir,
la tres es de 2009 y nos la llevamos al bolsillo. Fueron los teléfonos conectados a internet.
Ahora estamos en la cuatro, la web inteligente que aprende y nos persigue.
Para esta web los bloqueadores de anuncios como Privacy Badger o los navegadores sin anuncios, como Brave pueden ser un torpedo en la línea de flotación.
¿O acabarán las grandes de internet con ellos?

Escribe un comentario

Comentario